Beca Nardín para restaurar un Balenciaga de Barbara Hutton

Nardin-Balenciaga-31

Hemos colaborado con el Cristóbal Balenciaga Museoa,  para restaurar una pieza de la célebre millonaria Barbara Hutton. Restaurando un objeto único y exclusivo, que forma parte de nuestro patrimonio, queremos dar una oportunidad de promocionarse a dos jóvenes estudiantes, a quienes tan crudo se les presenta el futuro cercano.

En Conservas Nardín sabemos desde hace mucho que lo bueno dura. Por eso hemos hecho de nuestro oficio de conservación, encarnado por nuestras fileteras, todo un arte, y a pesar de lo difrente que puede parecer, en apariencia, la materia prima con la que trabajamos, nos sentimos totalmente identificados con la filosfía de trabajo tanto de un modisto como Cristóbal Balenciaga, como del equipo de personas que personas del museo que lleva su nombre en Getaria.

La famosa celebrity Barbara Hutton, una de las herederas de la fortuna del magnate Frank Woolworth, adquirió este vestido en el año 1947, cuando se estaba divorciando de uno de sus siete maridos, el no menos conocido Cary Grant. En una vida llena de derroche y fiesta, no faltaron los vestidos de los mejores diseñadores de la época, entre brillaba con luz propia Cristóbal Balenciaga. Barbara Hutton regaló este vestido a su íntima amiga Ruth Hopwood, y ha sido su sobrina quien ha cedido la pieza para que su restauración.

Hablando con el equipo directivo del museo, convenimos que era un proceso idéntico al que realizamos en nuestra empresa. Todo un oficio, que requiere de una destreza milimétrica, el gusto por un trabajo bien hecho y el dominio de técnicas puramente artesanales para sacarle el mejor partido a algo que ya de por sí es bueno.

Fue por ello por lo que decidimos poner en marcha la Beca Nardín, para que estudiantes de Bellas Artes de Universidad del País Vasco que quieran especializarse en el mundo de la moda y la restauración, pudieran realizar un trabajo con una pieza de primer nivel. Sabemos que a esta joven y bien preparada generación el futuro se les presenta incierto, por lo que esperamos y deseamos que este trabajo suponga un fuerte espaldarazo en su carrera profesional.

Alazne Porcel y César Rodríguez llevan desde principios de año trabajando junto a Igor Uría, responsable de Conservación de la Fundación Balenciaga, en la conservación de este traje. Un proceso de conservación que está suponiendo un verdadero reo, ya que la pieza no se encontraba en muy buenas condiciones. Con ayuda de del Departamento de Química Analítica de la Facultad de Ciencias de EHU, entre otros, están llevando a cabo un proyecto que verá sus frutos en mayo, cuando se inaugure la segunda parte de la exposición permanente.

Estamos encantados con los resultados obtenidos hasta ahora, y estamos ansiosos de ver el resultado final. Os mantendremos informados. Desde estas líneas queremos felicitar el trabajo de Alazne, César, Igor y todos los trabajadores del Museo, que tan bien nos acogen siempre.

(Fotos: Diario Vasco y Fundación Cristóbal Balenciaga)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Share this post
  , , , , , , , ,


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>